Educación

Inicio Estrategias didácticas ¿Cómo tomar apuntes?

¿Cómo tomar apuntes?

Publicado por Hilda Fingermann

Es tal vez una de las habilidades más provechosas en los estudios secundarios, e imprescindible en los universitarios. Nos obliga a acentuar la concentración para elegir lo más importante del discurso que se nos expone, y nos brinda una guía para luego, en su caso, complementar con los textos aconsejados, a los que sin duda aclarará y nos dará una versión más ágil, sencilla y práctica, y en la mayoría de los casos lo dicho en clase será lo que el profesor tomará en cuenta a la hora de evaluar.

Si el expositor habla muy pausado y podemos copiar todo lo que dice, indudablemente lo haremos, pero si habla rápido tendremos que seleccionar lo que haremos constar en nuestras anotaciones. Sin duda, anotaremos los temas abordados (para poder buscarlos si no alcanzamos a copiar lo que dijo) y si es posible, lo pondremos con nuestras palabras. Para ello debemos ejercitar la escucha activa y abstenernos de distraernos con el entorno. Si no pudimos copiar exacto, lo parafrasearemos. Es por lo tanto también un medio para ejercitar la técnica de síntesis.

En mi caso me fue muy útil usar algún sistema de signos personal, para abreviar palabras y poder así recolectar mayor contenido. Debemos prestar atención a los tonos empleados por el expositor, pues seguramente pondrá más énfasis en lo que considere de mayor relevancia, o incluso, aclarará “esto es importante” y desde luego, no podemos dejar de registrarlo.

Los docentes debemos tratar de enseñar a nuestros alumnos a tomar notas a partir de los 12 o 13 años, primero sobre temas fáciles y que capten su atención, por ejemplo, un cuento, para luego abordar temas más complejos, pues la toma de notas se perfecciona con la práctica. No es igual un alumno que llega a la universidad con una larga tradición de toma de notas, que otro que lo intenta por primera vez.

Categorías: Estrategias didácticas